lunes, 13 de junio de 2011

Diabolik y el cómic pulp italiano

.
La editorial madrileña Kraken traduce al castellano una de las joyas y emblemas de la cultura editorial popular italiana: Diabolik. Este personaje, creado en 1962 por las hermanas Angela y Luciana Giussani, inauguró el denominado fumetto nero, el cómic para adultos italiano que traspasaría fronteras en los años 70, obteniendo gran éxito y cierto escandalo en Italia y Francia. Fué el precedente industrial y argumental de Dylan Dog, gran éxito en los años 80 de la editorial Bonelli.
.
.
De la nota de prensa de Ediciones Kraken:
Diabolik es el primer criminal del cómic en convertirse en el personaje de culto del fumetto nero italiano, un clásico entre los clásicos. Es el primer villano que se transforma en un héroe. El ladrón de los mil disfraces creado por las hermanas Giussani, fue objeto de duras críticas por parte de la Italia de la época. Pero a pesar de su mala fama, o quizá precisamente gracias a ella y a su originalidad, Diabolik se transformó en un fenómeno de masas que aún hoy sigue presente en el imaginario colectivo de todo un país.
Todo un icono de los años sesenta, en 1996 la Triennale de Milán dedica a este personaje Stricie di storia, una gran exposición que propone la saga del héroe negro como el espejo de una época. Llevado al cine por Mario Bava, y con una extraordinaria BSO de Ennio Morricone, tanto la película como el personaje se convirtieron en un mito en los Estados Unidos. Diabolik fue acogido como un malvado James Bond, pero compartía con él el mismo ingenio y encanto. Ediciones Kraken publica ahora Tempestad de recuerdos, que narra el origen de un personaje que se mantiene vivo e indiferente al paso del tiempo casi cincuenta años después de su nacimiento.
.
Diabolik en la edición italiana de kiosco de 2010
.